google-site-verification=aYbhLI00-2Fc1Ok6CS2Ws0D127MLMd0afeps7QyooP0 Blog - Artenlace arte, Colombia,Atila Galindo Velásquez, Villavicencio
Select Page
Ajedrez vespertino en Villavo

Ajedrez vespertino en Villavo

En la parque Los Libertadores de Villavicencio

Cuando el calor amaina la brisa brisa se pone fresca y amable como el gesto de los visitantes habituales del parque, que al final de larde son otros o por lo menos lo parecen. Aunque no son tantos, son suficientes para relevarse durante la quincena. Juega el que viene alebrestado con el que ya está sentado, ese es el orden. No perecen pensar en otros asuntos pero nunca se sabe o esa es la norma.

Homenaje a Rodrigo Arenas B. y su monumento a Los Fundadores, Villavicencio

Homenaje a Rodrigo Arenas B. y su monumento a Los Fundadores, Villavicencio

El monumento a Los Fundadores, se hizo en honor al sentir bravío de la raza llanera, protagonista en las batallas de independencia de la patria colombiana.

El maestro Rodrigo Arenas Betancourt es un artista antioqueño que dejó un legado de obras dramáticas que escenifican la historia latinoamericana, convertidas en arte público a través de monumentos representativos de las regiones en donde estas se han erigido, contribuyendo con la  edificación social de la misma manera que lo hicieron los muralistas mexicanos en su momento.

Se puede apreciar en su obra un buen conocimiento de la anatomía, el cuidado por los puntos de equilibrio y una fascinación por la perspectiva, como expresión de héroes y caudillos que buscaron siempre ir más allá, proyectándosehacia una liberación que parecía estar siempre al alcance en par de movimientos.

Estampas del Llano

Estampas del Llano

Orlando “El Cholo” Valderrama

(Retrato by Atila Galindo V.)

El Cholo es uno de los cantantes más representativos de los llanos orientales colombianos. De sol a sol pendiente de las labores propias de un caporal pero con arrestos suficientes para subir a una tarima a cautivar cualquier clase de público con su voz recia y bien adiestrada capaz de hablarnos entre estrofas acento y tonos surcidos a ritmo de arpa cuatro y capachos.

Javier Manchego

Javier Manchego es uno de los ilustres cantantes del río Pauto, con gran trayectoria artística. Su tono cadencioso lo ha distinguido entre llaneros como un llanero enamorado de la mujer bonita.

Juan Harvey Caicedo

(Retrato by Atila Galindo V.)

Juan Harvey Caycedo Velasco (Santander de Quilichao, Cauca) fue un periodista, actor y locutor Colombiano, conocido en los llanos orientales por sus magistrales interpretaciones de los poemas y leyendas más populaes en estas tierras. Pero por acá sabemos que si a mí no se lo preguntaban tampoco soltaba la lengua.

En la ilustración se hace una evocación de su arrivo a la casa Ramón Herrera de la narración de la leyenda “El ánima de Santa Helena”. 

♫ Era un 16 de Enero con la brisa mañanera…

Un llanero del pasado

(Painted by Atila Galindo V.)

A pesar de que la historia de los pueblos de los llanos orientales es reciente, las fotografías de su historia son ecasas. La pintura está inspirada en un llanero de los años 50s.

Mauren Carmelo

(Watercolor by Atila Galindo V.)

Recientemente fue participante de un reality de la canción y como otras jóvenes cantantes va construyendo sus carrera musical en presentciones culturales y eventos similares, por esta y otras razones es una digna representante de la mujer llanera.

El embrujamiento

Una ilustración inspirada en el cantante y compositor nortesantandereano Arnulfo Briceño compositor de “Ay mi llanura” canción que fue adoptada como el himno del departamento del Meta, pero además fue un gran gestor y representante de la músic llanera.

JUGADORES DE AJEDREZ, PLAZA LIBERTADORES VILLAVICENCIO

JUGADORES DE AJEDREZ, PLAZA LIBERTADORES VILLAVICENCIO

Jugando Ajedrez

Los jugadores de ajedrez de plaza ¨Los Libertadores” siguen viniendo por su partida todos losdías, quién sabe desde cuando pero se escucha que por allí han pasado desde los más ilustres intelectuales de la región, hasta limítrofes apostadores que ni tienen con qué pagar un turno de tablero y fichas. El lugar es silencioso e inesperadamente tranquilo a pesar de la confluencia. Es refrescado por el suave abaniqueo de los bambús y surtido por las vendedoras tinto. No todos los personajes tienen la mirada de poker pero cuando llega un nuevo jugador todos se dan cuenta sin levantar la cabeza y hacen su movimiento.

LLEGANDO DEL PUERTO A VILLAVICENCIO

LLEGANDO DEL PUERTO A VILLAVICENCIO

Por la carrera 33 viene uno de Puerto López,  un poco asoleado, con el calor seco de una camioneta con las ventanas abiertas, la ropa polvorienta, mandarinas, mangos y hasta marañones para repartir en las casas de algunos familias queridas.

Como pasajero uno no se quiere dormir por no perderse el paisaje del camino y también porque anda tomando tinto desde las cinco de la mañana, pero si ya pasó el medio día, obviamente uno trae una sensación de inevitable llenura por algún almuerzo llanero. El que es precavido ya tiene un chinchorro (Hamaca) también en Villavicencio a lo sumo en el patio y en eso vienen pensando, en llegar a sacarse los zapatos y descansar o darse una buena ducha y entregarse  a algún placer vespertino en la ciudad. Ver a Cristo Rey es estar ya en Villavo, es el fin del paseo de fin de semana. Para un agropecuario es el regreso a casa.

Atila GV

El parque Los Libertadores en día festivo

El parque Los Libertadores en día festivo

Los días festivos en este parque (Parque Los Libertadores de Villavicencio) tienen mucho movimiento pero la gente en cambio suele ir más lento. Los lugares concurridos se llenan de transeúntes que buscan un rato tranquilo, sentarse en la banqueta o en un muro es una manera de acompañarse con los demás aunque con ellos no se hable, pero siempre es mejor preguntar alguna cosita por si acaso.

Hay quienes hacen cruces transversales y hasta tres veces, otros rodean el parque y los que como yo llegamos a un punto y de allí no nos podemos ya ni mover. En una época  se alquilaban las historietas de Kaliman, de Mandrake,de Arandú para deleite vespertino de los que no entrabamos al Cóndor ah! y claro, la foto novela del Santo (el enmascarado de plata) Ir por un  “raspao”, que es la versión pueblerina del granizado con mucha leche condensada, era el anhelo de la mayoría de los niños, también algodón y otras cosas deliciosas por las que nos tuvieron que purgar al menos dos veces al año.

Lo que si persiste aun es ver gente viendo gente, yo diría reconociéndose en el transitar de los demás pero como dije, mayormente acompañándose de los otros, aquellos que en esos días no nos son tan lejanos casi vecinos, al menos una buena camisa y algunas monedas p’al tinto me he llevado para sentarme por allí, siempre es posible encontrarse con gente conocida y con gente querida en su buen humor.  A lo mejor un día de esos dura más cuando uno lo recuerda o uno se  los adjunta todos a una emoción, la que sea, también es posible que un día festivo se convierta en una tarde de esas que se olvidan esa misma noche como sucede con aquellos sueños reparadores.

Esquina del Samán

Esquina del Samán

Equina del samán en Villavicencio

Esquina del Samán es un lugar de tintos con Villavicencio a 24° C aproximadamente, por acá el calor nos gusta. A eso de las cuatro todos buscamos las calles, los que no lograron reponerse de la siesta se mesen en algún sillón reflexivamente y toca entrar a saludarlos de vez en cuando.

Los demás nos arrojamos a la calle animosamente porque nos gusta ir por ahí  pues a las cuatro ya está todo casi listo, cuando las sombras se estiran sobre las calzadas marcan el momento social.

Crecimos en las esquinas con los vecinos y escogimos el andén o los escalones para sentarnos a compartir, hace unos años allí transcurría la adolescencia, hoy al menos sigue siendo una zona de encuentros y negocios

Cristorey

Cristorey

Cristo Rey, para la mayoría de nosostros se pronuncia en una sola palabra “cristorey”, Es un monumento en elevado 1954 que estuvo a cargo del Párroco Pedro Eliseo Achury Garavito con los planos de José Adam Ramakers.

En esta creciente ciudad es difícil imaginar que hubo antes algún tiempo mejor, o al menos que hubiese habido una sensación generalizada de que todo andaba bien y que  iría mejor. (más…)

Villavicencio, medio día en el centro

Villavicencio, medio día en el centro

Todo es amarillo, hasta el azul tiene su versión secundaria en estos días de sol. Los funcionarios van entrando y saliendo de las oficinas gubernamentales, persiguiendo las rutas de la sombra trazadas por los edificios, los bambúes y  el samán que se yergue con sus ramas huesudas sobre su propio ágora. Siempre ha estado allí, acariciando cerebros con sus golpes de brisa, permanentemente protegiendo del sol a su prole de sombrero y a los que se fueron deteniendo hasta quedar contemplativos.  Algunos conocidos  cruzan midiendo el paso, orondos por sus cargos públicos y otra gente que simplemente viene de hacer alguna diligencia, en este caso una antes del medio día. Es un magnífico día común aun con tal resplandor, a veces tre un buen encuentro para una conversación de café o un buen negocio. No importa el mes del año un día de estos vendrá y es menester no temerle al calor para salir a  buscar el día.

Catedral de Villavicencio 4:35 pm

Catedral de Villavicencio 4:35 pm

TARDE EN EL PARQUE LOS LIBERTADORES

Es una húmeda y soleada tarde villavicense en uno de los mudos momentos del Parque de Los Libertadores, Los personajes que allí ves, apenas están despiertos mientras la suave brisa los paladea con llovizna de la fuente, aliviándoles el calor, que justo a eso de las cuatro empieza a amainar. El contraluz se angula y avisa el momento del encuentro social, los que andaban por allí se saludan y charlan como se hace en los pueblos.